Con el comienzo de curso, comienza la vorágine de actividades y propuestas diversas a las que puedes apuntar a tu hijo. Además, la oferta cada vez es mayor y más variada. Es el momento por tanto en el que surgen las dudas acerca de qué actividad extraescolar es más adecuada para tu hijo. ¿Inglés o informática? ¿Deporte o alguna actividad creativa? ¿Es mejor una actividad individual o en grupo?

 

Niños juegan con pelotas de diferente deporte

Las actividades grupales favorecen las relaciones sociales

 

 

Por ello, te ofrecemos a continuación una serie de recomendaciones con el fin de facilitarte esta -cada vez más- difícil decisión.

 

 

 

 

Qué tener en cuenta a la hora de apuntar a tu hijo a una actividad extraescolar

 

– Lo primero a tener en cuenta antes de nada sería conocer cuáles son los gustos y preferencias de tu hijo. ¿Qué le gusta hacer? Igualmente, es importante tener en cuenta sus aptitudes y habilidades. ¿Qué se le da mejor? El niño debe de encontrar en la actividad extraescolar una fuente de entretenimiento y diversión, compensando con ello las largas jornadas que le dedica a los deberes.

– Es importante que la actividad extraescolar no se vea como una imposición, puesto que por lo general los niños se encuentran ya cargados de obligaciones. El niño debe encontrarse motivado a realizarla y elegir en la medida de lo posible a qué actividad desea inscribirse. No hay que olvidar que si hay algo que nos interese que nuestro hijo realice siempre puede llevarse a cabo de manera lúdica en su tiempo libre, ya sea en casa o al aire libre.

– Si por sus circunstancias debe llevar a cabo alguna actividad para compensar alguna dificultad específica o reforzar alguna asignatura, es aconsejable que pueda acudir a alguna otra actividad que le resulte de interés, de manera que le sirva como fuente de desahogo de las actividades impuestas.

– Hay que tener presente que el tiempo libre es fundamental en la vida de nuestros hijos. Es en los momentos de aburrimiento cuando el cerebro expresa su máxima creatividad e ingenio, buscando actividades y juegos que realizar para acabar con él., además de aprender a dirigir su comportamiento. Por ello, es importante no sobrecargar a nuestros hijos de actividades y obligaciones y dejar lugar también al esparcimiento.

 

Cuáles son las actividades más adecuadas para tu hijo según sus cualidades

Según las cualidades específicas de tu hijo y cuál sea su personalidad, puede ser más favorable para él apuntarse a una actividad o a otra, de manera que él se sienta cómodo con aquello que realiza y le pueda sacar el máximo provecho a la actividad extraescolar.

Niña pintando

La pintura ayuda a potenciar la creatividad

Para niños muy creativos, lo más adecuado sería encontrar actividades donde puedan dar rienda suelta a su imaginación, encontrando para ello diferentes técnicas y recursos para canalizar su creatividad. Diferentes actividades que cumplen este requisito podrían ser la música, el teatro, la pintura o el dibujo, diseño para niños y fotografía.

Para los niños tímidos o introvertidos son recomendables las actividades grupales, donde puedan relacionarse con otros niños y desarrollar sus habilidades sociales. Esto le ayudará a superar sus miedos y temores en la interacción social y aprender normas de comportamiento en grupo, lo que le dará más seguridad y confianza en sí mismo. Actividades adecuadas para ello serían el baloncesto, el fútbol, el voleybol o las artes marciales.

Para niños poco activos, suelen ser más provechosas las actividades que se realizan de manera individual, donde no tienen la oportunidad de esconderse tras el grupo. Esto les pone en la tesitura de esforzarse y autosuperarse en su rendimiento. Actividades idóneas que se realizan de manera individual serían la natación, la gimnasia rítmica, el tenis, la música y la danza.

Niño juega al ajedrez concentrado

El ajedrez favorece la concentración

Para niños muy activos, resultan más beneficiosas aquellas actividades que ayudan a canalizar su elevado nivel de energía, liberando además tensiones y controlando sus emociones. Para ello, resultan adecuadas actividades como fútbol, baloncesto, danza y tenis. También son recomendables actividades que ayuden a trabajar la paciencia y la concentración, como el ajedrez y la pintura.

 

 

 

Para cualquier duda o ayuda que necesite sobre su hijo, póngase en contacto con nuestro centro. Clínica Altea Psicólogos en Granada.

http://www.alteapsicologos.com/

 

 

Te recomendamos también:

10 consejos para superar el Síndrome Postvacacional en niños.

 

10 beneficios del juego en la infancia